Acciones motivadas por las emociones también en las organizaciones

Las diferentes disciplinas construyen modelos teóricos de comportamientos pre­visibles, llamados racionales, a los que van asignando, en función de la información disponible, valores de probabilidades que les permiten estimar la utilidad esperada.

Pero el modelo racional de comportamiento expuesto en una organización es cuestionable por diferentes motivos:

  • La acción individual depende de las acciones individuales de otros y de las del colectivo. No vivimos aislados de los demás.
  • Las personas y las organizaciones pueden poner límites a la utilidad que quieren maximizar o al esfuerzo que deben realizar. Este límite puede estar determinado por la valoración subjetiva de que la realización de una acción específica podría no compensar los beneficios obtenidos, puesto que, con el nivel de utilidad alcanzado, ya se habrían conseguido los beneficios deseados.
  • Los seres humanos, además de estar guiados por la razón, actúan motivados por las emociones. Ello sin descartar la existencia de personas que, por diferentes motivos, toman decisiones irracio­nales o difíciles de entender.

Las emociones y los sentimientos influyen de forma importan­te en las acciones individuales y colectivas de los trabajadores y de los gestores de una organización. Este hecho obliga a considerar las emociones en cualquier análisis de decisiones y de resultados. Aparte de por esas razones, las decisiones están influidas por los deseos y las expectativas de las personas que asumen la res­ponsabilidad de tomarlas, o de no tomarlas, lo que también es importante.

Como dice el profesor de management Neal AshkanasyEl pensamiento mas irracional que se puede tener es pensar que los seres humanos son racionales”.

¿Cuál es tu opinión? ¿qué pesa mas realmente en una organización razón o emoción?


Deja un comentario